Garantizadas, acciones de vivienda: Sedatu

El esquema de subsidios para la vivienda tendrá un recorte presupuestal el próximo año. Ante este escenario, las autoridades cuentan con una propuesta de trabajo, la cual garantiza que en el 2017 se realizarán las 130,000 acciones que se prevé se ejecuten este 2016..

En un contexto de menos recursos para este programa, indicó Rosario Robles Berlanga, titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Al inaugurar la primera Cumbre de Financiamiento a la Vivienda, Robles Berlanga reconoció el impacto del recorte presupuestal que sufrió el esquema de soluciones habitacionales (subsidios); sin embargo, acotó que este panorama representa una oportunidad para dar mayor atención a las personas de más bajos ingresos, es decir aquellas que reciben de 2.6 salarios mínimos para abajo.

“Estamos conscientes de que el panorama internacional y la reducción presupuestaria nos plantea grandes retos, es por eso que nos hemos puesto a trabajar a sabiendas de que contaríamos con menos recursos y con ello presentar una propuesta, la cual nos permita garantizar las mismas acciones que se ejecutaron este año de apoyo con subsidio y se ejecuten en el 2017, aun contando con menos recursos”, expresó Robles Berlanga.

En el 2017, se realizarán las mismas “130,000 acciones (del 2016), porque nos vamos a centrar, sobre todo, en aquellas personas que ganan de 2.6 salarios mínimos para abajo, porque es ahí donde tiene que centrarse el apoyo gubernamental”, explicó la funcionaria.

Con la aprobación del Paquete Económico para el 2017, el esquema de subsidios para la vivienda contará para el siguiente año con cerca de 6,500 millones de pesos, es decir, una reducción real de 34% a diferencia de los 9,624 millones de pesos que se le programaron para este 2016.

Al respecto, Carlos Medina, titular de la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi), comentó que es necesario buscar los esquemas adecuados para que no se frene el motor de la vivienda en México.

“Hay que recordar que el motor de la vivienda mueve a 3 millones de trabajadores (…) Tenemos un panorama más complejo, pero estamos trabajando con la Sedatu, con la secretaria Robles, para implementar nuevos esquemas; tendremos noticias pronto del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) para aminorar todo este panorama”, dijo Medina en entrevista al finalizar la inauguración.

Recursos insuficientes

Durante su discurso, Robles Berlanga informó que en la actualidad existen viviendas que se encuentran en “tubería”, es decir, aquellas que no han podido ser colocadas por los desarrolladores, por lo que se analiza cómo poder posicionarlas en beneficio del sector de la vivienda, el cual aporta cerca de 14% del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

“Nos hemos comprometido también a que la vivienda que hoy se encuentra todavía en lo que los desarrolladores llaman coloquialmente tubería, para este 2016, podamos analizarla y sacarla para el bien del sector de la vivienda”, comentó Robles.

Al respecto, el presidente de la Canadevi comentó que estas viviendas representan alrededor de 1,000 millones de pesos, los cuales espera que el gobierno federal aporte este año, vía una resignación, para que el próximo 2017 la demanda comience a partir de cero.

“Tenemos que ver cómo desatorar la vivienda que no ha podido salir porque hemos llegado al agotamiento de los subsidios para este año y hay un trabajo que se ha venido haciendo para poder darle vivienda a los que están esperando”, detalló Medina.

“Es importante que esta vivienda se pueda entregar en este mismo 2016, para que la gente pueda tenerla (…) La idea es que estas casas salgan de la tubería y empezar el otro año de cero, con la demanda que viene a partir del 2017”.

| El Economista

PATROCINADORES

Iniciar sesión - Desarrollado por RE Online Marketing