Crédito hipotecario, ¿se acabó la bonanza?

Con tasas de interés bajas como nunca, producto de la reducción en las tasas de fondeo de largo plazo en la última década, el mercado hipotecario ha experimentado cambios de fondo que llaman la atención.

A últimas fechas, la viabilidad de mantener los ritmos de colocación se ha acentuado porque el menor crecimiento económico ha reducido hasta noviembre en poco más de 16 por ciento la actividad, a pesar de la guerra de tasas. Por su parte, el Infonavit que anda muy activo estos días reforzando en Mérida la inaplazable incorporación de la sustentabilidad a la vivienda, es y seguirá siendo pieza fundamental de los desarrolladores de vivienda de interés social y de lo que toca a los segmentos medio y medio alto.

La crisis en las vivienderas institucionales y las SOFOMES también hacen dudar sobre el dinamismo con el que cerrará el 2013. Sin embargo, la transformación que experimenta el mercado de vivienda en el país sigue creando nichos para nuevos desarrolladores como Vinte, que dirige Sergio Leal, y a otros postores que atienden la demanda de financiamiento hipotecario. Es el caso de la propuesta que en el último trimestre lanzó al mercado Crédito Confianza, una SOFOM liderada por Omar Agallón Puente.

La intención de esta hipotecaria es atender la clara oportunidad que ofrece el mercado de la economía informal, que representa el 28 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA), bajo el argumento de servir al usuario que carece de ahorro pero cuenta con capacidad de pago.

El Financiero

Preferencias
§
1
2
3
4
5
6
7
8
9
0
-
=
Backspace
Tab
q
w
e
r
t
y
u
i
o
p
[
]
Return
capslock
a
s
d
f
g
h
j
k
l
;
\
shift
`
z
x
c
v
b
n
m
,
.
/
shift
English
Deutsch
Español
Français
Italiano
Português
Русский
alt
alt
Preferencias

PATROCINADORES

Iniciar sesión - Desarrollado por RE Online Marketing